uno para todos

Saludo a uno pero hagan de cuenta que saludo a todos.

El espíritu estival o la cercanía de unas mini vacaciones me pone el alma en estado de gracia y si no suelto un poco siento que me va a desbordar el tanque.

Así que Oscar, hoy es tu cumple y este es nada más que un pequeñísimo regalo para un tipo tan enoooooormeeeeee como su sentido de la amistad.
Para vos y para la flaca, porque, no se me ocurre cómo decirlo con otras palabras, siempre, siempre, siempre están. Y para Juan, por supuesto, que capaz que ya la saca en la guitarra...

Y para todos los que rondan por acá...porque los quiero mucho.





A veces siento deseos de amor
y a menudo no puedo beber.
Para esa hora busqué una canción
con la que me entretengo la sed.
Tiene delirios de la tradición
y otras hierbas que suelo rumiar...
ya te la voy a cantar.

Yo soy como soy
y a casi todo el mundo le pedí prestado.
Yo soy como soy
y a casi todo el mundo yo le tiendo mano.

Dime qué pena te puedo curar:
yo quisiera también ser doctor.
Sólo deseo que para tu mal
tenga alivio mi vieja canción.
Lo que te doy de mortal a mortal
se desprende gustoso de mí...
el resto espera por ti.

Sé que hay dolores que no curará
ni la más esmerada canción,
en todo caso te invito a llenar
de optimismo ese buen corazón.
Vale la pena dejar de llorar
y hacer cita con el porvenir...
vale la pena vivir.

SILVIO RODRíGUEZ

2 comentarios:

Irene Susana dijo...

Hola Blanqui, te felicito por el emprendimiento. ¡Haberlo sabido antes! ahora voy a chusmear todos los días. Besotes mil
Susana la de Florida del otro lado del océano

juana dijo...

Gracias querida Campanita por endulzar mi espíritu con tamaño post.

Abrazos y besos que cruzan océanos

chuicks!